Primera sesión de fotos profesional

5

Domingo, 17 de diciembre de 1961

En diciembre de 1961, el manager de los Beatles, Brian Epstein contactó con un fotógrafo local de bodas, Albert Marrion, para ver si podía tomar algunas fotos del grupo.

La sesión, que tuvo lugar el 17 de diciembre de 1961, fue la primera sesión de fotografía profesional de los Beatles. Habían sido fotografiado varias veces antes, sobre todo por Astrid Kirchherr y Jürgen Vollmer en Hamburgo, pero nunca antes con un contrato concertado y pagado.

El 17 de diciembre de 1961, The Beatles y Epstein llegaron al estudio de Marrion, en el Merseyside.

A mediados de diciembre de 1961, Brian Epstein me llamó y me preguntó si podía hacer algunas fotos a cuatro chicos que había comenzado a llevar. Al principio, yo era reacio a aceptar la tarea. Eramos principalmente un estudio de retrato y de boda. De hecho, la razón por la que Epstein me llamó era que había sido el fotógrafo de la boda de su hermano de Clive.
Brian me había dicho que eran un grupo de aspecto desaliñado con trajes de cuero, pero bastante inofensivo. Estuve de acuerdo y Brian dijo que vendrían a mi estudio al domingo siguiente, el 17 de diciembre.
En un primer momento, le pedí a mi compañero, Herbert Hughes, que hiciese la sesión de fotos, pero él se negó rotundamente.
El Domingo por la mañana llegó los cuatro Beatles vinieron a mi estudio. Recuerdo esos pantalones de cuero y chaquetas. Brian había hablado con ellos antes de la reunión, así que estaban medio serios. De vez en cuando, John Lennon habría sacaba la lengua y hacer un chiste. John y Paul bromeaban y se rieron en casi toda la sesión. George Harrison era tranquilo y Pete Best no habló casi.
Estaba lloviendo a cántaros y Lennon estaba empezando a irritarme. Yo, como tenía entradas, se refería a mi con frecuencia a mí como “rizado”.
Esta sesión de fotos fue un gesto amistoso contra de los deseos de mi pareja, Hughes. Tomé una treintena de fotografías de los Beatles, pero descarté todas menos dieciséis negativos. Sin duda, esos negativos debería haberse mantenido.

Albert Marrion

Estas son algunas de las fotos que sobrevivieron:

Related Post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *