Grabando: In Spite Of All The Danger, That’ll Be The Day

Captura de pantalla 2015-04-25 a las 17.34.45The Quarrymen grabaron dos canciones en Servicios de Grabación Phillips, un estudio en casa en Liverpool. Fue la primera sesión de grabación con John, Paul y George.

El estudio estaba dirigido por Percy F Phillips, y se instaló en el salón de su casa, el 38 de Kensington, una casa de estilo victoriano.

The Quarrymen grabaron In Spite of All the Danger y una versión de Buddy Holly, That will be the day. El primero lo grabó Paul McCartney y George con John Lennon en la voz principal.

Paul afirmaba en un libro posteriormente que “se dice que lo grabamos yo y George, pero creo que en realidad lo escribí yo, y George tocó el solo de guitarra. Éramos compañeros y nadie pensaba en derechos de autor y la publicación, nadie entiende que en realidad cuando nos fuimos a Londres pensábamos que las canciones pertenecían a todos.”

La grabación costó al grupo de 17 chelines y tres peniques, y se grabó directamente en un “disco de aluminio y acetato que se reproducirá en 78 rpm. El libro de registro de estudio registra la sesión simplemente como Skiffle”.

Una placa azul instalada en la pared frontal de la casa en 2005 fecha la sesión el 14 de julio de 1958, un lunes, pero la entrada del registro de esa fecha no menciona ningún grupo skiffle.

Los músicos que aparecen son John ‘Duff’ Lowe en el piano, un amigo de la escuela de Paul reclutado por su habilidad para tocar el arpegio al comienzo de Jerry Lee Lewis ‘Mean Woman Blues.The Quarrymen tocaron sus dos canciones elegidas en un solo micrófono. Paul lo recordaba años más tarde que ese día todos llevaban sus guitarras y amplificadores en el autobús. Cuando llegaron tuvieron que esperar a que otro grupo terminase, y cuando entraron no vieron al chico encargado de la grabación porque estaba en una sala muy pequeña. Solamente tuvieron un cuarto de hora para grabar.

Una vez tuvieron el disco en sus manos, acordaron que cada uno de ellos lo tendrían una semana. John lo tenía una semana y se lo pasaba a Paul, y luego a George. Luego, Colin, el batería que los acompañaba en aquella sesión, se lo pasó a Duff Lowe, que lo tuvo 23 años y lo subastó posteriormente.

 

Related Post

One comment on “Grabando: In Spite Of All The Danger, That’ll Be The Day

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *